Herramienta de accesibilidad para
personas con discapacidad
Portal de Accesso

Inauguran SIBISO e INDISCAPACIDAD el congreso internacional “Discapacidad y Autonomía. Una visión integral”

Publicado el 03 Diciembre 2019
WhatsApp Image 2019-12-04 at 13.52.03.jpeg
WhatsApp Image 2019-12-04 at 13.52.04.jpeg
WhatsApp Image 2019-12-04 at 13.52.04 (1).jpeg
WhatsApp Image 2019-12-04 at 13.52.05.jpeg

BOLETÍN 046

3 de diciembre de 2019

• Debemos materializar las políticas públicas en beneficio de las personas con discapacidad, declara Almudena Ocejo Rojo

• Necesitamos visibilizar las necesidades de las personas con discapacidad mediante políticas sociales eficientes para hacer efectivos sus derechos, dice la titular de Inclusión y Bienestar Social

• Debe entenderse que tenemos una condición de vida distinta: Ruth López Gutiérrez

Para conmemorar el Día Internacional de las Personas con Discapacidad, instaurado el 3 de diciembre de 1992 por la ONU, la Secretaría de Inclusión y Bienestar Social y el Instituto de las Personas con Discapacidad de la Ciudad de México inauguraron el Congreso Internacional “Discapacidad y Autonomía. Una visión integral”, que contó con la participación de sobresalientes personajes del ámbito académico, social y de la administración pública, de México y el extranjero.

Los participantes refrendaron la intención de las Naciones Unidas de garantizarle a este sector de la población igualdad de oportunidades y su completa integración social.

En ese marco, Almudena Ocejo Rojo, titular de SIBISO, comentó que el nombre de la Secretaría de Inclusión y Bienestar Social tiene la intención de enfatizar la necesidad de incluir a todos los ciudadanos para que puedan aspirar al bienestar.

Porque, afirmó, para avanzar hacia el bienestar individual y colectivo, el primer paso es que todos estemos incluidos. Es una necesidad que se acentúa en un país como México, que registra tan elevados índices de desigualdad.

Eso sigue siendo un desafío ya que si a la desigualdad estructural de nuestro país, como los bajos ingresos, entre otros muchos factores, se le suma la discapacidad, entonces es doblemente desigual para el sector de personas en situación de discapacidad, puntualizó la titular de la SIBISO.

Tal situación, afirmó Ocejo Rojo, profundiza los patrones de exclusión y, para poder ser parte de la sociedad, lo primero que se requiere es formar parte de ella, es decir, subrayó, debemos primero estar incluidos. Porque aún hay muchas personas que “ni siquiera forman parte de…”.

La secretaría capitalina de Inclusión y Bienestar Social señaló que la principal obligación del Gobierno es generar las condiciones para que todos y todas tengan acceso a las oportunidades y así conseguir su desarrollo individual y colectivo.

En este marco, explicó, hablar de derechos es muy importante. Y por supuesto, también lo es haber firmado y ser parte de la Convención sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad; pero ser parte de ésta es sólo el primer paso, subrayó Ocejo Rojo.

Por tanto, ahora nos corresponde, en México y en la Ciudad de México --que siempre ha estado a la vanguardia en derechos sociales--, asegurarnos que éstos se materialicen. Y para eso es necesario el acceso a servicios públicos, el acceso a la capacidad jurídica, y a todo aquello que nos permita ejercer nuestra autonomía.

Al respecto, agregó:

“Eso es materializar un derecho, porque de otra manera nos quedamos sólo en el discurso y hasta que no llevemos a cabo tareas y compromisos muy claros y concretos, hasta que no contemos con políticas públicas que se reflejen en acciones, en programas y en servicios, seguiremos hablando de derechos, pero no los estaremos convirtiendo en realidad. Y ya es urgente que demos paso a su materialización”.

La doctora Almudena Ocejo Rojo reconoció, asimismo, que el trabajo desarrollado por el Instituto de las Personas con Discapacidad consiste, precisamente, en elaborar el marco de política pública de este sector de la población, además de realizar acciones muy concretas para materializar su acceso a la sociedad.

También señaló que mejorar el proceso de documentación sobre personas en situación de discapacidad es clave para diseñar mejores programas, para obtener datos precisos que nos permitan entender a este sector de la población y así elaborar mejores estrategias. Porque, manifestó, hay algunos tipos de discapacidad que tienen mayor visibilidad y otros que simplemente no son visibles.

Porque los números, por lo general revelan porcentajes, dijo Ocejo Rojo. Y sí, se habla de equis número con discapacidad, pero en la Ciudad de México necesitamos una mejor caracterización de lo que significan las distintas discapacidades. No basta en consecuencia, con hablar en abstracto de porcentajes, porque podemos decir que hay 2 o 5 por ciento con discapacidad, pero eso a muchas personas no les dice nada, sin embargo para quienes tienen alguna discapacidad se trata del 100 por ciento de su condición.

Todo eso nos permitirá visibilizar a las personas, a las historias y, en ese camino, conocer las condiciones que nos lleven a ampliar los accesos a servicios, a programas. Y eso dará como resultado el ejercicio efectivo de los derechos, concluyó la secretaria de Inclusión y Bienestar Social.

Por su parte, Ruth Francisca López Gutiérrez, directora general del Instituto de Personas con Discapacidad, señaló que el respeto y la visibilidad son fundamentales para entender que las personas con discapacidad tenemos una condición de vida distinta.

Manifestó, asimismo, que aunque a 27 años de esa declaración ya se promueven los derechos de las personas con discapacidad en todos los ámbitos de nuestra vida, falta aún mucho por hacer y mucho por construir, pero vamos paso a paso.

López Gutiérrez declaró que con la reforma constitucional de 2011, nuestra condición de discapacitados pasó a segundo término porque se reconoció nuestra calidad de personas. En efecto, reiteró, somos personas con una condición de vida distinta.

Y se pronunció por imponer el principio de inclusión, no por el asistencialismo, clave para que este grupo de la población tenga acceso al derecho al trabajo, a la justicia, al bienestar, a la familia, a tener hijos y educación.

Vamos a luchar, agregó Ruth López Gutiérrez, por la inclusión de las personas con discapacidad, pese a que aún falta mucho por hacer, pues se requiere una lucha constante para combatir estereotipos y prejuicios.

El desafío es grande. Sin embargo, no dejaremos de levantar la voz para exigir nuestros derechos, dijo Ruth López Gutiérrez, al tiempo que anunció que se publicará una memoria de los trabajos del Congreso Internacional.

La directora general del Instituto de Personas con Discapacidad se congratuló que se den pasos firmes en la elaboración de un buen diagnóstico para poder proceder a la creación de la política pública en materia de discapacidad.

Y a manera de colofón, llamó a los sectores privado, gubernamental y civil a colaborar para romper las barreras que impiden la inclusión de las personas con discapacidad

Amalia Gamio Ríos, del Comité sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad de las Naciones Unidas, dictó la conferencia magistral sobre la convención de los derechos de estas personas. También se efectuaron tres mesas de trabajo: “La vida desde otra perspectiva”, “El reconocimiento de la capacidad jurídica como fundamento para el ejercicio de la autonomía” y “Medidas y herramientas para eliminar barreras y promover la autonomía…”

El congreso internacional “Discapacidad y Autonomía. Una visión integral”, continuará el miércoles 4 con cuatro mesas de trabajo: “Educación y trabajo: Accesibilidad y ajustes razonables para favorecer la capacidad y autonomía”, “El derecho a vivir de forma independiente…”, “Derechos políticos electorales…” y “Multifactores de la discriminación”.